Informe agrícola del USDA provocó caídas en los mercados

VENTA DE MAÍZ SE ACRECIENTA EN LOS PAÍSES DEL MERCOSUR

La comercialización de la venta de soja en nuestro país está prácticamente finalizada, estimándose en un 90% su colocación. A su vez, son pocos los negocios que se concretan para la próxima zafra ante valores que no son convincentes; también se espera una leve caída del área.

Los agricultores que realizan operaciones es para asegurarse los insumos, así como el valor de la tierra a arrendar.

El informe mensual del Departamento de Agricultura de Estados Unidos (USDA) señaló que hubo ajustes en lo que refiere a la soja.

El USDA redujo de 104 a 101,2 millones de toneladas, pero se mantuvieron los rendimientos, motivando las bajas de 3 millones de toneladas en el volumen proyectado, al ser comparado con el mes anterior. El efecto del informe sobre el mercado de granos generó una caída de US$ 4,5 para la soja.

En otro orden, Louis-Dreyfus Co. está preparado para otro segundo semestre inusualmente sólido para las exportaciones de soja de Brasil hacia Asia, en la medida en que la guerra comercial entre Estados unidos y China se mantiene. A su vez, Argentina debería beneficiarse este año con la contienda comercial entre ambas naciones.

La empresa de comercio agrícola ganó inesperadamente con el auge de los envíos de soja a China en el segundo semestre de 2018 ante las tensiones comerciales de Estados Unidos, abriendo una ventana inusual para la soja sudamericana a fin de año, cuando el momento de las cosechas favorece a la norteamericana.

“Si la guerra comercial continúa, deberíamos repetir el año pasado. Brasil debería exportar más, un volumen mayor de lo esperado y proyectado”, dijo Murilo Parada, presidente ejecutivo de Dreyfus Brasil.

La diferencia es que ahora Argentina, que sufrió una mala cosecha de soja el año pasado, está en mejor forma para beneficiarse de los problemas de Estados Unidos, afirmó. Dreyfus aumentó sus exportaciones de soja desde Brasil un 28%, más que cualquier otro intermediario.

Parada señaló que las perspectivas se mantienen impredecibles, pero destacó que las recientes inversiones en nuevas rutas de exportación desde Brasil han preparado a Dreyfus para reaccionar rápidamente, como lo hizo el año pasado, para aumentar los volúmenes locales la compañía tiene una visión positiva para Brasil que alberga un tercio de los activos de la compañía, para el largo plazo, por la disponibilidad de tierras para aumentar la producción de alimentos.

“La demanda de alimentos continuará aumentando en el mundo. La mayor parte vendrá de Asia, pero la producción adicional será fundamental” dijo el ejecutivo.

El Ministerio de Agricultura de China revisó a la baja su estimación para las importaciones de soja, dejándolas en 83,5 millones de toneladas. La nueva estimación representa una caída de 1,5 millones de toneladas que en la proyección de julio, debido a envíos inferiores el mes pasado.

Maíz

Las cosechas voluminosas que alcanzaron tanto Argentina como Brasil, han permitido que se mantengan las exportaciones y valores sostenidos ante las perspectivas de una producción más baja en Estados Unidos.

Un referente en materia de granos, la Bolsa de Rosario, destacó que entre los meses de abril y junio de este año, los embarques desde puertos argentinos y brasileños, más que duplicaron las exportaciones promedio de los últimos años para ese período.

Con el ingreso de más producción y valores más competitivos, las exportaciones brasileñas y argentinas de maíz duplicaron el promedio de cinco años en junio, mientras que en julio casi triplicaron la media mensual.

El salto más espectacular fue Brasil con embarques en julio 169% por encima del promedio mensual del promedio de cinco años. La Bolsa de Rosario destacó que el maíz tiene un crecimiento comercial en las últimas campañas, pasando de 24% de las ventas externas en 2010/2011 al 41% que ostenta actualmente.