ACU y UTE presentaron Desafío ECO

Participarán 18 escuelas técnicas del país

Con el apoyo del Ministerio de Industria, UTE y UTU, el Automóvil Club del Uruguay presentó Desafío ECO, un proyecto que le propone a las escuelas técnicas del país el desafío de armar un auto eléctrico durante el año lectivo y, a su vez, competir por importantes premios.

El pasado jueves, la lluvia no impidió que el salón de actos del Palacio de la Luz se viera colmado de estudiantes e interesados en saber en qué consistía el Desafío ECO, un proyecto conocido internacionalmente pero nunca antes visto en el país.

“Esperemos que sea un suceso como lo fue en Argentina y en Reino Unido”, aseguró en conferencia de prensa el presidente del Automóvil Club del Uruguay (ACU), Jorge Tomasi. Asimismo aludió al cambio climático para justificar la necesidad de promover la movilidad eléctrica.

El desafío propone el armado de un auto eléctrico por cada una de las 18 escuelas técnicas inscriptas en el programa.

“La idea es motivar a las nuevas generaciones de técnicos; queremos que planifiquen, diseñen el auto y luego lo ejecuten y que toda la institución educativa se involucre”, sostuvo el presidente de ACU.

Para lograr el objetivo se les entregará un kit de fabricación con un reglamento técnico y deportivo para que todos partan de la misma base. Además contarán con un asesoramiento mensual que los acompañará en el armado de los vehículos.

En este contexto el presidente del Automóvil Club del Uruguay dijo a CRÓNICAS: “Más allá del desarrollo de la electro-movilidad, el gran beneficio es que los estudiantes de las escuelas técnicas de todo el país participen en el proceso multidisciplinario que los va a ayudar en lo que es el mundo que se viene. Ese proceso de seis meses de aprendizaje va a ser tremendamente enriquecedor para ellos”.

Por su parte la subsecretaria del Ministerio de Industria, Olga Otegui, indicó que Desafío ECO está “totalmente alineado” con las políticas que lleva a cabo el Ministerio en materia energética y de movilidad.

“La eficiencia energética es un cambio cultural sobre el que hemos trabajado durante los últimos 15 años y el cambio viene desde los centros educativos”, apuntó Otegui. Luego, la subsecretaria se dirigió a los estudiantes: “Me interesa mucho más el proceso que el resultado final”, les dijo.

“Lo rico de este proceso es el aporte que estos jóvenes, que son el futuro, le pueden hacer al gobierno y a las políticas públicas. En los intercambios entre ustedes, las empresas como ACU o UTE y el gobierno es donde está la mayor riqueza”, apuntó.

Asimismo destacó la descentralización como un punto fuerte de esta apuesta dado que el proyecto se desarrollará en escuelas técnicas de nueve departamentos distintos. “Tengo muchas esperanzas en este proyecto”, concluyó.

Cambio de corriente

El presidente de UTE, Gonzalo Casaravilla, señaló a CRÓNICAS que este proyecto está enmarcado en una política de UTE que apuesta con fuerza a la movilidad eléctrica.

“UTE está haciendo una importante promoción a la movilidad eléctrica que se evidenció en el año 2014 cuando financiamos una parte importante de los primeros tres taxis eléctricos, luego hicimos lo mismo con 54 taxis, ahora analizamos lo que será la futura tanda de taxímetros eléctricos”.

Casaravilla se refirió también a la propia flota de vehículos de UTE que ya cuenta con 90 camionetas eléctricas que están funcionando- de unas 700 que componen el total de la flota de la empresa-.

“A su vez, damos mucho asesoramiento a empresas para que puedan implementar flotas, y estamos trabajando en el fideicomiso para financiar parte importante de los más de 100 ómnibus eléctricos que habrá por la  ciudad”, indicó el presidente de UTE al respecto del proyecto que lleva a cabo el Ministerio de Industria junto con el Ministerio de Transporte y Obras Públicas, el Ministerio de Economía y Finanzas y el de Vivienda, Ordenamiento Territorial y Medio Ambiente.

Por otra parte, Casaravilla confirmó que se está trabajando sobre la red de recarga de los vehículos. “Está implementada ya en el Sur y en el litoral, están todos los cargadores estratégicamente ubicados y cubren la tercera parte del país”, puntualizó.

“Tratamos de derribar todas las barreras, sobre todo las culturales porque el futuro es eléctrico”, concluyó Casaravilla.